sábado, 14 de abril de 2012

Cómo llamar a la Diosa Fortuna en tu Vida

De acuerdo, voy a hablar sobre la Buena Suerte, la Fortuna y la Prosperidad. Pero lo haré de forma directa y rápida, pues veo que muchos de vosotros estáis muy necesitados y vuestra vida pide un cambio inmediato. Por eso quiero daros los consejos que pueden ayudaros a mejorar vuestra vida. Son los consejos que yo he practicado, y que repito regularmente para mantener la buena marcha de mi vida. 

Esto es lo que tienes que aprender y aplicar si quieres mejorar tu suerte. 

1. Recuerda que eres Tú el que creas tu propio destino. Sí, ése es el primer secreto. ¿Te parece una conclusión poco sabia?, vuelve a pensarlo....!. Ahora mismo tu vida personal va como tú has creado, pues todos somos responsables de nuestras vidas, de nuestras palabras, de nuestros pensamientos, sentimientos, acciones y omisiones. Sí. No creas que soy duro. Todos construimos o destruimos nuestro destino cada día. Tenemos esa posibilidad, aunque no somos conscientes. Si tú mismo no te pones en marcha, nadie va a arreglar tu vida. Todos estamos demasiados ocupados en la nuestra como para solucionar la de los demás. En serio. Cuando descubres que eres tú el que vas labrando tu destino, te vuelves más consciente y siembras cosas buenas. Ése es el secreto que mejor te va a ir si sabes aplicarlo bien. Y si no sabes cómo hacerlo, aquí van algunas pistas.

2. Ponte a trabajar. Si quieres tener el suficiente dinero para poder desarrollarte cómodamente, eso es lo que primero que tienes que hacer; trabajar. Trabajar como un loco para que tu economía crezca, pues la buena suerte no es algo que venga de la noche a la mañana, es algo que se construye cada día. Sí, claro, te puede tocar la Lotería o el Euromillón, pero hasta que ocurra, debes trabajar para vivir. Si ya tienes trabajo y no puedes hacer más horas, busca otra forma de incrementar tu economía, echa currículums en otras empresas, habla con los amigos, con tus vecinos, con los compañeros de café cuando vayas a tu bar favorito, etc. Trabaja cada día para que tu suerte mejore. Ah...!, y si crees que ya lo  has hecho todo para mejorar, créeme, no lo has hecho. Siempre hay cosas nuevas que se pueden hacer para mejorar. No te derrumbes ante el primer fracaso, vuelve a intentarlo siempre. Así lograrás la victoria.

3. Rodéate de personas positivas e influyentes. Para tener buenos amigos lo único que tienes que hacer es "darte" a los demás. Es decir; dejar que la gente te conozca. Si eres un ser brillante, responsable, cumplidor, trabajador y buena persona, tu popularidad no tardará en incrementarse, y esto puede mejorar tu buena suerte. Un consejo; no quieras agradar a todo el mundo, más bien, sé amable, pero de forma natural. Sin exagerar. Recuerda; sé tu mismo. 

4. Sé muy coherente con el asunto del Dinero. El dinero es la energía materializada del Elemento Tierra. Está regido por el Elemento más material y físico de todos, y esto debería hacerte pensar. No quieras aplicar leyes espirituales al Dinero. Aplica Leyes Materiales. Así te irá bien. Conozco a muuuuchas personas espirituales (wiccas, cristianos, budistas, etc) que cuando desean tener dinero y suerte, invocan las leyes espirituales en el mundo material. Mmmmmm, pienso que no es el punto exacto. Creo que es mejor aplicar leyes materiales para lograr resultados materiales. Es verdad que la Divinidad es la suministradora de todo lo bueno, pero si quieres que el Don de la Diosa Fortuna venga a tu vida, debes aprender a pensar de forma coherente a tu propio deseo. Eso la llamará a tu vida. Se hace aplicando el 98% de tu esfuerzo al proyecto, el 1% al azar y el otro 1% al destino. Cambiar esta ecuación es llamar al desastre. Es confiar en la suerte sin aplicar tu propio esfuerzo. La Diosa te bendecirá si así lo haces. Recuerda el dicho; " A la Diosa orando, y con el mazo dando".

5. Aprende a proteger tu economía. Si las cosas te van bien, es posible que muchas personas intenten acercarse a ti para aprovecharse de tu suerte. Es normal. Cuando uno está desesperado intenta acercarse a quién cree que le puede ayudar, y esto es una constante en nuestra vida. Un consejo; sé prudente. No permitas que gente sin corazón se pegue a tu piel con tal de sacarte la sangre. Aunque de vez en cuando te apetezca hacer un favor, obras de caridad, etc, mira bien a quién se lo haces. Mucha gente confunde la bondad con la tontería, y en vez de valorarlo, se burlarán de ti y pensarán que te han tomado el pelo. No lo permitas. A mí me gusta colaborar en la mejoría de las demás personas, hacer donaciones de vez en cuando y colaborar, pero sin caer en el error de que piensen que será así siempre. Cada uno debe ser responsable de su destino y no hacerlo es destruir tu propia vida. 

6. Procura mantener la Hoguera de tu Prosperidad encendida. Esto lo haces cuando estás pendiente de tu economía, cuando estás al loro de la buena marcha de tu suerte, empresa, dinero, gastos, etc. Hacerlo te ayuda a vivir en el mundo financiero actual y te ofrece nuevas posibilidades. ¿No te gusta el mundo de la economía?. Vale, a mí tampoco, pero es importante tener unos mínimos conocimientos para que todo vaya bien. Vivir sin dinero en esta sociedad es horrible, por eso has de aprender a que tu hoguera prospera no se apague. Haz la facturación de tu gastos por lo menos una vez al mes. Repasa tu cuenta bancaria regularmente. Mira los precios. Compara las empresas que suministran los servicios básicos como la luz, el gas de la calefacción, internet, lo móviles, etc. En estos tiempos las ofertas llueven por todas partes, y puedes ahorrarte dinero si sabes hacer bien tus números. Yo tengo una empresa propia, con varios trabajadores, y cada mes hago un resumen sobre las mejores ofertas, las promociones, los gastos, los ingresos, y todo lo que es necesario para funcionar. Mantener la Hoguera encendida de mi prosperidad también consiste en ingresar cada mes algo de dinero en el banco y procurar que siempre haya un colchon económico mínimo. Así todo va bien. 

7.Eleva tus pensamientos, sentimientos y palabras en cuanto al dinero. ¿Cómo es tu relación con el dinero?. ¿Sientes que eres merecedor de él?. Si tienes un sentimiento de malestar respecto al dinero porque te falta, porque sientes que no te lo mereces o crees que es "malo", escarba en tu mente para saber porqué piensas así. Mira qué te hace sentir mal y qué puedes hacer para remediarlo. Vivir con malos sentimientos respecto al dinero no lo atrae. Es más, te hace vivir en la miseria. ¿Recuerdas EL PLAN DE VIDA POSITIVA?. Pues también vale para el dinero. Lo mismo que LA ORACIÓN DEL SÍ. Verdad que te sientes mal cuando te falta dinero o no puedes pagar las facturas?. Pues para eso es este artículo, para que sanees tu vida respecto al dinero, y uno de los puntos clave para sanarlo es limpiar tus pensamientos al respecto. El dinero no es bueno ni malo, sencillamente es energía. Si tú piensas que es malo, en tus manos será malo, se malgastará, se perderá, no crecerá, ni hará nada productivo, porque eres tú el que haces que sea bueno o malo. Pero si piensas que es bueno, en tus manos se bendecirá, se multiplicará, hará que tu vida sea brillante y que tu gente sea más feliz. ¿Recuerdas el dicho "el dinero llama al dinero?". Pues es cierto. Así pues, eleva tu vibración interna respecto al dinero y míralo como algo bueno. No lo odies, crea pensamientos positivos al respecto, visualiza que llega a tus manos, alégrate de la fortuna de los demás,  etc, así lo llamarás a tu vida.

8. Protege el Flujo de tu Prosperidad con la Magia del Silencio.  Hazme caso. Lo mejor que puedes hacer para proteger tu buena suerte es no hablar de lo estupenda que es tu vida. Teniendo en cuenta los tiempos que corren, no es prudente fanfarronear sobre lo feliz que eres. No le cuentes a naaaaadie que tus negocios son estupendos. Ni si quiera a tu familia. Cuando te pregunten; ¿qué tal, cómo te va?, dí; bueno, tirando. No des más explicaciones. Así evitarás envidias gratis, y no te expondrás a las críticas de las personas que están pasando miserias. No hay peor cosa que contarle lo bien que te va la vida a alguien que está endeudado hasta las trancas. Eso genera envidias, muuuuchas envidias. Lo sé por propia experiencia. Cuando descubrí el secreto de la buena suerte y lo apliqué en mi vida, mi existencia dio un vuelvo espectacular y nunca jamás me volvió a faltar el dinero. Pero la gente no ve lo que te cuesta lograrlo, sólo ve que lo tienes. Sólo ven lo estupenda que es tu suerte, el coche que tienes, las joyas que llevas, la casa en la que vives o lo divina que es tu vida, pero no ven las horas que le dedicas a tu trabajo. Así pues, evita presumir de lo cool que es tu vida. 

9. Inventa una Devoción a la Diosa de la Abundancia. Podría escribirte la devoción que hago yo para alinearme con la energía de la Prosperidad, pero no. Lo mejor es que la crees tú mismo. Hacerlo es fácil. Consiste en diseñar un ritual sencillo, en el que afirmas que tú eres un ser lleno de Luz, Prosperidad, Abundancia, Riqueza y Felicidad. En el rito incluye una oración a la Diosa (la que quieras) que incluya peticiones de prosperidad. Luego da las gracias por todo lo bueno que se te ha concedido y cierra el rito con un poema positivo. Si lo has diseñado bien, al final del ritual deberías sentirte muy bien. Tendrás sentimientos y pensamientos muy victoriosos respecto al dinero y te sentirás muy animado y con ganas de hacer más cosas. La clave es que el rito acelere tu interior y lo llene de la Energía de la Diosa Abundancia. 

Podría incluir más detalles sobre lo que puedes hacer, pero estos 9 puntos son una buena manera de empezar. Todos y cada uno de ellos son importantes. No te pases ni uno. Leélos y aplícalos en tu vida. Piensa en cómo los puedes aplicar. Lo bien que sabes aplicarlos hará que tu suerte crezca. Que no te de pereza. La clave de los victoriosos en este mundo es que aplican la información con sabiduría. Ésa es la diferencia. 

Sabio y Bendito Seas

El Brujo Shiva

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada